EL REINO DE LA CORRUPCION
Novela de Ciencia Ficción Sociológica

El presente y el pasado se entremezclan en el relato que de la vida social de un país ¿imaginario? hace el conductor a su joven acompañante durante el largo viaje de regreso a casa, después de una ruta comercial de varias semanas.
La acción se desarrolla en un futuro no demasiado lejano, en el que es posible vislumbrar rasgos característicos de nuestros días y nuestras sociedades.
Después de leerlo nos quedan claras muchas cosas que no debieran de ocurrir jamás. Pero, ¿no pasaron ya? ¿Es un simple novelista el autor? ¿Existe la verdad?

Autor: A. Quijano
DESCARGAR DESDE:

Mediafire

Mega

ALBUM IMAGENES DE ALONSO QUIJANO

El Blog

Calendario

<<   Diciembre 2009  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Categorías

Alojado en
ZoomBlog

Greenpeace Somos Todos

Por A. Quijano - 31 de Diciembre, 2009, 20:43, Categoría: General

Alonso Quijano El Auténtico Es evidente que los poderosos son todos de la misma naturaleza. Y es que en el concepto mismo de "Reino" está la explicación, mientras se hace sus reales deseos está todo bien, todo es armonía y felicidad, pero cuando alguien osa reclamar los derechos del Pueblo, en éste caso (derecho a un espacio de futuro para nuestros hijos, derecho a no morir de cualquiera de las cientos de enfermedades terribles que provoca la polución, derecho a conservar para el futuro los mares, que son la vida futura, derecho de los Pueblos del mundo a conservar su hábitat por encima de las aguas, etc, etc, etc.) se convierten en seres irracionales y peligrosos, celosos de su posesión que él, en su demencia piensa que es el Pueblo y surge aquello de: "obediencia ciega y sumisión debes a tu rey", en éste caso reina, la Reina del Mundo de la Enfermedad Perpetua. Las monarquías europeas, reliquias de poder económico a costa de sus pueblos o de saquear a otros, demuestran quienes son al menor conflicto social en el que muestran el plumero. Esto así no puede continuar. Ellos con su infinita riqueza viven en ambientes depurados con costosísimos aparatos, que el Pueblo, les paga con sus abusivos impuestos, desde los tiempos de sus tata tatarabuelos y más allá. Sus médicos tienen todo lo necesario para cuidar de ellos hasta los cien años, mientras el Pueblo es convertido en moneda de cambio de las multinacionales farmacéuticas y los que pagan las comisiones de todos los ámbitos del poder económico industrial y financiero (maquinaria hospitalaria, armas, usuras, etc, etc).
Aquí en España van cayendo uno a uno todos los tabúes, tras Franco y la Iglesia fue la sexualidad tras los Pirineos, que nos íbamos a ver El último Tango, que vergüenza, hoy descubrimos que el absolutismo no es, como pensábamos un mal de sur. El absolutismo, como el nazismo, de hecho son hermanos gemelos, siguen agazapados en Europa esperando "el momento social adecuado".

Alonso Quijano.

Permalink :: Comentar | Referencias (0)